spot_img

Colaborá con el periodismo libre y autogestivo

Si abogas por un periodismo libre, confiable, rigurosa y responsable, frente a una mayoría de los medios de manipulación hegemónica, Salta Libre con 20 años, es precursor del ciberperiodismo autogestivo.

ÚLTIMAS

― Advertisement ―

spot_img

Motivos no faltan para abandonar la escuela en Embarcación

La falta de respuestas a las problemáticas originarias del gobierno de Salta no deja de sorprendernos. Desde que más del 60% votó por el actual presidente en la provincia, y en los pueblitos más recónditos, hasta los encuentros actuales del gobernador en la Casa Rosada, un 20 de junio.

Cristales rotos

¿Libertad o muerte?

Una marcha tapa todo. Especialmente en nuestro país, donde nos transmiten por cadena de TV, 150 lugares del país. Así informaba uno de los canales de cable del holding más poderoso de Argentina, mostrando desde Jujuy a Tierra del Fuego, el modelo de país que ellos quieren.


El epicentro de sus cámaras fue en Córdoba- donde se llegó a escuchar en vivo, envenenados de venganza, su deseo de muerte y de sangre. Ya debe andar viralizado cuando uno dice: “ahora venimos a la marcha, en la próxima habrá sangre”. Ese era el tono de amenaza que se veía envueltos den sus banderas.

El eje que pudieron unificar en las diversas consignas que levantaban en sus carteles o que mencionaban cuando tenían micrófono en Rosario, CABA, o en la Quinta de Olivos, era: ‘No a la reforma de la justicia’.

Algunos periodistas de C5N (antes de que los agredan como pasa en todas las marchas de Capital) buscaban que la gente que gritaba alrededor del Obelisco, diera argumentos. No los había. Todo se sintetizaba en que la ‘reforma judicial’ era para favorecer a los corruptos del kirchnerismo y la que ‘se robó todo’.

Estas manifestaciones, son una gran catarsis, donde la gente descarga rabia contenida. Sería como en las tribunas de fútbol con los fanáticos gritándole al árbitro por un penal que no fue. Pero la cosa es mucho más seria, cuando la violencia sube el voltaje.

Aparecieron varias cuestiones que van en distintos planos. a) La gente se juntaba con tapas y golpear ollas en la esquina del departamento donde vive la vicepresidenta de la Nación. Nunca había sucedido algo así, por lo menos con una cámara en frente siguiendo las alternativas.

Sí ya habían ido a la quinta presidencial, con banderas, cacerolas y en autos, marchando alrededor y cortando la avenida. b) la aparición visible de los políticos de ‘Juntos por el cambio’.

contagio2.jpg

Esta vez, Luis Brandoni, no fogoneaba desde España, a que vayan a la marcha por esa idea que han instalado de ‘la República’ y ahora de la ‘libertad’. Se dejaba fotografiar e su divismo junto a Lombardi, en un corralito. Otra política que estuvo- vestida de civil- fue una ex ministra, bajando de un auto unos minutos, para arengar a los concurrentes.

Los medios que solo muestran imágenes y dan micrófono (a quienes les conviene), no cuentan: es que hay una gran interna en la oposición.

Es simple la deducción. Se viene la repartija de cargos, y salen a mostrar su poderío en estas marchas. Solo la prensa escrita está informando esto, en sus análisis de cómo se juntan para la provincia de Bs As, Mendoza, Córdoba (que son bastiones de Cambiemos) mientras su líder sigue paseando tranquilo por Europa.
c) Y lo que comenzó a aparecer en medio de esta cuarentena, como lo que se viene: la pérdida de la ‘racionalidad’. La polaridad está cada vez más clara. Todo es pasión y odio, el otro es un enemigo que hay que matarlo; ya parece no existir el diálogo. La clase dirigente es responsable de ello: demasiado ‘doble discurso’.

Lo que ya tenemos integrado al lenguaje popular como ‘doble discurso’, deriva de ‘doble vinculo’. Un término que proviene de los estudios que realizaba Gregory Bateson y su equipo, sobre la esquizofrenia, pero que tenía sus tesis en las ‘teoría de la comunicación’, la familia, la sociedad y la cultura.

La interacción y la interdependencia funcionan dentro de un sistema (la familia un ejemplo como inicio). La dirección de esa comunicación se puede explicar como la contradicción entre dos mensajes, para decirlo simple.

Los estudios de estas familias comprobaban como sus hijos podían llegar a la esquizofrenia (sino había componentes genéticos, como luego continuaron sus investigaciones).

Los medios de comunicación en la cultura y la sociedad de un país, contribuyen demasía a mensajes contradictorios. Solo que ahora hemos descubierto que esos medios tienen sus intereses creados.

Responden a empresas que tienen su proyecto de país para pocos (el viejo modelo económico de cómo refundaron este país las clases dominantes desde el siglo XIX). El otro triste ejemplo es la conductora nocturna, que en su vedetismo toma algo que anuncia que es dióxido de cloro. A la otra semana hay dos muertos (un niño de cinco años) en provincias del interior. ¿Es la responsable directa?, no lo sabemos, pero sí por suerte comenzó entre los comunicadores de medios a repensar un poco cuál es el lugar de su responsabilidad en esta jungla de la TV.

En estos tiempos aparece un nuevo gran actor, que ha ganado las calles: las clases medias.

Son ellas el eslabón- como una polea- entre los dueños de este país y el resto. Por eso se los seguirá viendo salir a protestar en nombre de su libertad individual y de la pérdida de sus privilegios. Para quienes seguimos las portadas de los diarios, vemos como se aplican prolijamente los títulos en una ‘bajada de línea’. Podemos enumerar:

1) Facundo Castro, en las tapas desapareció de inmediato (de los medios hegemónicos, como el encubrimiento de Santiago Maldonado).
Quedando pendiente una buena información de qué obstáculos puso la justicia en la investigación.

La querella (los abogados defensores de la madre de Facundo) explicó por radio que existe una corporación policial y de la justicia que es difícil de romper. Parecería que no se ha aprendido nada de cómo actuar, con la experiencia en el caso Maldonado y otra decena de jóvenes que son detenidos, torturados y desaparecidos en democracia.

2) La tranquilidad que trajo a los mercados el arreglo de la deuda de miles de millones con los buitres extranjeros, y que aquí los medios minimizaron. Es el mecanismo de siempre: se asusta diciendo que lo que viene va a ser catastrófico y luego cuando algo es potable para el país (la deuda se estira para adelante, y eso no es poco), se habla de otra cosa.

3) En vez de explicar bien qué es ‘la reforma judicial’ (seguimos hablado de medios), a cuáles jueces alcanzará y por qué, se sigue agitando todo como se pudo ver entre los que salieron el 17. Nada de eso les importa a los que salen con sus banderazos en esta marcha del contagio, que no solo es un virus, sino algo que tiene que ver con el desprecio y el odio.

Carlos Liendro
http://gazetagrandbourg.blogspot.com/

Colaborá con el periodismo libre y autogestivo

Si abogas por un periodismo libre, confiable, rigurosa y responsable, frente a una mayoria de los medios de manipulación hegemónica, Salta Libre con 20 años, es precursor del ciberperiodismo autogestivo.

spot_img
spot_img
spot_img